12 Consejos para que tu locución suene más natural

Estos consejos son aplicables en tu campaña publicitaria para radiotelevisión o internet. Incluso para la megafonía de tu próximo evento o la centralita de tu oficina.

Y además, podrás aplicar estos sencillos trucos si…

  • Eres locutor que debe poner voz a un proyecto.
  • Eres guionista y tienes que encontrar el tono y estilo adecuado para tu texto.
  • Eres una empresa que quiere promocionar sus productos o servicios de la forma más cercana.
  • O eres un productor audiovisual y debes dirigir la interpretación de tu locutor en directo o de forma online.

#1 A qué público estás hablando: define claramente el target de tu audiencia (su edad, género, nivel económico y cultural, dónde vive…).

# 2 Háblale a una persona: visualiza a quien estás hablando. Puedes imaginar que estás hablando a alguien que conoces y que tiene un nombre, una cara real, una historia, unos gustos y unas aficiones.

#3 Si tienes que interpretar a un personaje, ponte en la piel de ese personaje: tienes que sentir como lo hace el personaje. La adolescente con entradas para el concierto de su cantante favorito, la joven amante de los animales y la naturaleza rodeada de árboles, la madre que prueba los mejores pañales para su bebé, la mujer que acepta sus curvas tal y como son…

#4 Imagina la cara de la persona que acabas de caracterizar: interpreta poniéndote en su papel en el guión.

#5 Di mentalmente palabras que inicien la frase escrita para entrar en el flow de la conversación:  ¿Sabes?… Déjame que te diga algo… Esto es así…

#6 No fuerzes la voz, habla desde el diafragma y con el pecho amplio. Evita hablar apoyándote en el cuello. Una respiración abdominal te ayudará a sonar más conectado y auténtico.

#7 Divide las frases en pequeñas con sentido: No trates de decir la frase de corrido. Parte por parte. Idea por idea.

#8 Determina cuáles son las palabras importantes en la historia que cuentas. Enfatiza las palabras que deben destacar o se deben decir con un tono distinto. Intenta acentuar el adjetivo que acompaña al nombre o el complemento directo del verbo y no lo digas todo a la vez. Añade las pausas estratégicas mínimas a tu discurso para que gane en comprensión.

#9 Dale espacio a la improvisación: Añade una sonrisa, un gesto, una pausa o un chasquido que quizá no estén en el guión pero hacen que la entrega suene más realista.

#10 Habla a álguien/algo en concreto: Si te cuesta hablar a la audiencia del producto o servicio de forma abstracta, imagina que al locutar le estás dialogando con un cuadro que tienes cerca de ti, o con tu micrófono, altavoz o teléfono móvil… Sí, puede sonar raro, pero en interpretación se gana un montón incorporando lo “físico”.

#11 Evita repetir tonos o patrones muy comunes y manidos: sin melodía y musicalidad en tus frases la audiencia se va a dormir. Encuentra la coherencia entre las frases para conseguir que la narración del mensaje suene natural y fluida. Presta atención a los inicios y los finales de las frases.

#12 Utiliza la regla de tres en tu grabación: haz una primera lectura (observa los detalles y marca los puntos de interés del texto), haz una segunda lectura llevando el tono lo más histriónico y haz una tercera lectura, con tu voz natural, con una lectura natural.

Fuente: MEGUI CABRERA